Como era de esperar, las previsiones han sido más o menos las que se dieron ayer. Fue el mismo Jobs quien salió a la palestra para defender lo indefendible.

Por un lado volvió a asegurar que ese problema lo tienen todos los dispositivos inalámbricos, y que es algo completamente normal. Por otro lado le quitó importancia al asunto (como ya predije) asegurando que el problema en todo caso puede afectar una llamada de cada 100 que se hacen, lo cual hace que el problema no sea un problema. Es más, no reconoció que el iPhone 4 tenga un problema de antena, para él, para Apple, el comportamiento del iPhone 4 es completamente normal. Claro que es normal, si no lo fuese tendrías que retirar el iPhone 4 del mercado y serían pérdidas multimillonarias.

Después de un corto discurso simplemente ha dicho que bueno, que darán fundas gratis a todos aquellos que compren/compraron el iPhone 4 antes de septiembre. Es decir, que ahora si quieres  usar el iPhone 4 tienes que tener una funda obligatoriamente. Sinceramente me parece ridículo que ante un problema de hardware la solución que se dé sea en vez de retirar el producto atenuar el problema con una funda.

Pero pensemos lo gracioso de esto. La XBOX y el famoso problema de calentamiento que afectó a un sin fin de unidades y que Sony se hizo cargo completamente de ellas. Pues bien, imaginar que la solución que diese Sony al principio fuese: “El problema es del cliente que juega demasiado y por eso se calienta”. Ahora imaginar que la sangre llega al río, y que en un último esfuerzo por Sony para quitarle importancia al asunto o solucionar la historia dice: “Os regalaremos un barreño con agua para que pueda refrescarse”.

No solo no son capaces de reconocer que la han cagado sino que además se ríen del usuario como les da la gana,  primero diciendo que lo sujeten de otra forma, despues diciendo que le pasa a todos los móviles y ahora que le pongas una fundita. Si pretenden que la Constumer Report cambien de opinión lo van a tener un poco complicad, aunque es verdad que así podrán engañar a algunos cuantos para que lo compren igualmente, a fin de cuenta lo que no le falta a Apple son personas que son completamente fieles a cada una de las palabras de Steve Jobs, y si este salta, todos saltan con él.

Vuelvo a repetirlo, Apple no es quien tiene la culpa, la culpa la tienen los usuarios que compran sus productos y le siguen el juego. Apple simplemente no tienen moral ni verguenza, además posiblemente de perder los juicios que tienen interpuestos.

 

Solo os voy a dar un consejo: Android.